Diez momentos imprescindibles para vivir Santa Tecla en Tarragona (y diez alternativas de propina)

Elemento del Seguici de Santa Tecla de Tarragona
© rafael lópez-monné

Con más de 500 actos y once días de celebración, navegar a través del programa de las fiestas de Santa Tecla puede ser una misión complicada para los no iniciados en el universo festivo de Tarragona.

Por eso, os ofrecemos una pequeña guía con los diez momentos imprescindibles para que aprovechéis Santa Tecla, pero también diez alternativas para aquellos que buscáis una vivencia más original o, simplemente, queréis huir un poco de las multitudes.

Las fiestas de Santa Tecla, declaradas de interés turístico nacional por el Estado y fiesta patrimonial de interés nacional por la Generalitat, se celebran en Tarragona desde el siglo XIV y son una oportunidad única para conocer la ciudad y, sobre todo, su gente.

Preparad vuestra camiseta de las fiestas, calzado cómodo y un buen sombrero para protegeros del sol y el fuego. ¡Empezamos!

1. Comed como un buen teclero

El buen seguidor de las fiestas de Santa Tecla se hace también por el estómago.

El plató por excelencia es la Espineta Amb Cargolins (una parte del atún con caracoles), que es el desayuno de los tecleros la mañana del 23 de septiembre.

¿Y de postre? Evidentemente, el Brazo de Santa Tecla, pero en su formato pastel.

La degustación popular a cargo de diversas pastelerías de la ciudad se hace la tarde del 20 de septiembre.

Plato d'espineta con cargolins
Photo: Manel R. Granell

No sufráis, en Santa Tecla encontraréis tantas propuestas gastronómicas como gustos hay

Jornadas como la del primer sábado de fiestas están repletes de degustaciones que os permitirán hacer toda una ruta con el sentido del gusto, y el Tecla Tapa ofrece una agradecida cena rápida durante las fiestas.

2. Emocionaos con el Retablo de Santa Tecla

La mejor forma de acercarse a la figura de la patrona de Tarragona es con el Retablo de Santa Tecla, que cada 20 de septiembre el Esbart de Santa Tecla representa en el interior de la Catedral.

Con el público de espaldas al altar, representan con el gesto y la música las principales escenas de la vida, martirio y muerte de Tecla.

Retaule de Santa Tecla
Photo: Manel R. Granell

Si preferís otra opción, el programa ofrece múltiples visitas guiadas a la Catedral que permiten acercarse a la figura de Santa Tecla y al templo erigido en su honor.

Las fiestas son una oportunidad perfecta para redescubrir el patrimonio medieval desde otra perspectiva.

3. Gran parte del alma participativa de Santa Tecla se encuentra en el Cortejo Popular

Un largo pasacalles de grupos de fuego, bestias, bailes hablados, gigantes, bailes alegóricos, etc.

El cortejo hace tres salidas al completo durante los dos días centrales de la fiesta: el pasacalles de la tarde del 22, la Anada i Tornada a Ofici de la mañana del 23, y la procesión del 23 por la tarde.

No hay ningún sitio más típico para disfrutarlo que las escaleras de la plaza de las Cols, pero reservad un par de horas contemplar un pase completo.

Seguici Popular
Photo: Manel R. Granell

¿Vais con prisa o no us gustan las aglomeraciones?

El recorrido del cortejo ofrece muchas opciones menos multitudinarias, y donde incluso tendréis la oportunidad de verlo desde una perspectiva diferente, o sorprenderos con algún baile conjunto y otros momentos fuera del programa.

Si os veis con ánimo de madrugar, la Anada a Ofici del 23 es un momento perfecto para ver el cortejo lejos de multitudes y fotografiarlo a placer.

4. Vivid una Baixada del Àliga

La noche del 21, diversas bestias y gigantes hacen una doble bajada popular desde la Catedral hasta la plaza del Rei, i hasta la plaza de la Font.

Para vivirla intensamente hay que sumarse a la bajada de algún elemento y esperar turno para disfrutar de la ocasión única de portearlos.

Si os atrevéis, nada mejor que pedir consejo a algún local experimentado que os ayude a vivir la noche con intensidad, pero con respeto a los elementos y sus portadores.

Bajada de l’Àliga
Photo: Tarragona City Council

¿El desenfreno de la Baixada es demasiado para vosotros?

Podéis disfrutarla desde una distancia prudencial en puntos como la plaza del Fòrum o, sobretodo, durante la segunda Baixada desde la plaza del Rei a la de la Font.

O, si preferís acercaros a los elementos del cortejo en horario diurno, los quince minutos previos a cada salida van precedidas de una plantada en la plaza de la Font.

5. Sorprendeos con los castells

Una ciudad de castells como Tarragona no puede obviar las agrupaciones castelleras durante los días de su fiesta más importante.

Por eso, Santa Tecla ofrece dos de las actuaciones más importantes del año: la del primer Domingo de fiesta (con dos agrupaciones invitadas de fuera de la ciudad), y la de Santa Tecla, con las cuatro agrupaciones locales.

Vuestra experiencia teclera no será completa hasta que no disfrutéis de una buena diada en la plaza de la Font, quizás con un aperitivo en mano.

Castells de Tarragona
Photo: Manel R. Granell

¿Buscáis una aproximación más íntima al fenómeno casteller durante Santa Tecla?

Durante las fiestas, todas las agrupaciones ofrecen ensayos abiertos en sus locales, sin reserva previa ni coste, para que podéis descubrir como preparan esta cita tan importante en su calendario.

6. Reíd con el repaso anual de Dames i Vells, la sátira de Santa Tecla

La sátira es un ingrediente inseparable de Santa Tecla, y sus bailes hablados son los encargados de mantenerla viva año tres año.

La cita imprescindible es una de las diversas representaciones de Dames i Vells que los días 22, 23 y 24 ofrece por la ciudad esta entidad, un repaso ácido a la actualidad que saca los colores a más de uno.

Representación de Dames i Vells de Tarragona
Photo: Pep Escoda

La popularidad de Dames i Vells hace que a veces sea difícil conseguir un buen sitio para verlos.

Pero no sufráis, la sátira va más allá, y los días 22 y 23 también podéis reír con los parlamentos satíricos del Ball de Diables, Ball d’en Serrallonga, Ball de Gitanes i Ball de Pastorets.

Quizás menos conocidos, pero igualmente cáusticos y desvergonzados.

7. Olvidaos de dormir la noche de vigilia de Santa Tecla

Escoged entre las diversas propuestas de animación nocturna que encontraréis en la ciudad durante las horas quizás más animadas del año en Tarragona.

Cuando el sol empiece a despuntar, el sonido de las grallas de las “matinades” os harán compañía.

Y si queréis ir más allá, completad la experiencia con la salida del cortejo la mañana del 23 y un buen desayuno de tenedor.

Seguici Festiu Tarragona
Photo: Manel R. Granell

Si no estáis dispuestos a renunciar a vuestras horas de reposo, no sufráis.

La programación de Santa Tecla ofrece diversos actos musicales en horarios más aptos para el descanso diario, y que os permitirán experimentar la Santa Tecla nocturna.

8. Sentid el clímax de la Entrada del Brazo

Es el momento culminante de las fiestas y de los que más emocionan a los tarraconenses.

La procesión de la tarde del 23 culmina con la entrada de la reliquia del brazo a la Catedral, con el Pla de la Seu repleto de todos los elementos del cortejo, que hacen un baile y encendido conjunto.

La sensación de caos y euforia pone la piel de gallina hasta a los más insensibles.

Castells de Tarragona
Photo: Manel R. Granell

Vivir la entrada del brazo tiene un coste: horas de espera, aglomeraciones y estar dispuesto a quemarse o quedarse sordo con el fuego y el ruido del cortejo.

Si queréis vivirla desde la distancia, os recomendamos que os quedéis en la plaza de las Cols y guardéis un sitio para vivir uno de los momentos más queridos del cortejo: la bajada de les escaleras posterior a la entrada.

Si preferís vivir la sensación de la entrada en horario diurno, tendréis que madrugar e ir la mañana del 23 a la entrada de la bandera de la ciudad al Ofici.

9. Seguid los pilares andando de la Mercè

El día 24, las cuatro agrupaciones locales alzan un pilar de cuatro que subirá y bajarás las escaleras de la Catedral, y a continuación bajará la empinada calle Major hasta el balcón del Ayuntamiento.

La experiencia completa la tendréis desde la plaza de las Cols, y acompañando (a una distancia prudencial) uno de los pilares hasta el final de su recorrido.

Enxaneta subiendo Ayuntamiento
Photo: Manel R. Granell

¿Tantos días de fiesta os hacen difícil resistir otra diada castellera?

En la plaza de la Font podréis disfrutar durante el mediodía del 24 de un buen vermut mientras esperáis la llegada de los cuatro pilares.

Os aseguramos que la subida de cada enxaneta al balcón del Ayuntamiento es una escena que no podréis olvidar.

10. Corred la traca

La medianoche del 24 Tarragona se prepara para despedir Santa Tecla como mejor lo sabe hacer: un festín de fuego con el tradicional Correfoc y, sobretodo, con la guinda final: la traca que recorre la Rambla Nova hasta el Balcón del Mediterráneo.

La experiencia completa la tendréis desde el encendido conjunto en la estatua de los Despullats y corriendo al ritmo del sonido y las Carretillas Rambla arriba.

Correfoc Seguici Popular Tarragona
Photo: Pep Escoda

¿Queréis mantener una distancia con los diablos?

Una vez haya pasado el Correfoc, guardad sitio cerca del Balcón del Mediterráneo y esperad al Castillo de fuegos final y el encendido del Visca Santa Tecla.

Si en ese momento os sentís tristes por el final de Santa Tecla, no sufráis: quedará menos de un año para que todo vuelva a empezar.

Preparad vuestra experiencia en Santa Tecla consultando la web oficial de las fiestas.

Compartir:
back-to-top